miércoles, mayo 25, 2005

El Voyager 1

Voyager 1

BBC NEWS | Science/Nature | Voyager 1 pushes for deep space

El Voyager 1 salió de la Tierra hacia el espacio el 5 de Septiembre de 1977. Hace ya casi 28 años.

En su viaje hacia los confines del espacio se detuvo en los planetas mayores y nos trajo hermosas fotos y valiosísimos datos de Júpiter y Saturno. Su hermano gemelo el Voyager 2 también visitó Urano y Neptuno. En este momento ambas naves son los objetos más distantes de la Tierra fabricados por el hombre.

En estos momentos el Voyager 1, que por su trayectoria está más lejos de nosotros, se encuentra a 14 mil millones de kilómetros de aquí y funcionando perfectamente aunque esperaban que durara unos cinco años y no 28. 14 mil millones de kilómetros es un poquito más de 93 veces la distancia que hay entre la Tierra y el Sol. A esa distancia se encuentra lo que los científicos llaman la heliocoraza, que es la región donde el viento solar choca con el tenue viento interestelar. Voyager 1 detectó un aumento en la actividad magnética del espacio que atraviesa y eso es interpretado por los científicos como una evidencia del choque del viento solar con el viento interestelar. Es decir, el Voyager 1 ya se encuentra fuera de la influencia del Sol, fuera del sistema solar y de camino a las estrellas.

El Voyager 1 lleva a bordo un disco de oro grabado con imágenes de la Tierra, sonidos y música, así como instrucciones para armar el tocadiscos y poder descifrar la información. Ni modo, ya le dimos nuestra dirección a los extraterrestres...

4 comentarios:

Canela dijo...

jeje que buen post!, jeje bueno esperemos q sean amigables los extraterrestres!

pino dijo...

Oye, con estos post tuyos se me ha despertado un repentino interes hacia la astronomia. Gracias por eso !

saludos.

Mila dijo...

ayayayayayyyyyyyyy....

y si vienen de verdad?

KBULLA dijo...

Este post me hizo recordar una vivencia personal.Era yo un jovencito y estaba trabajando en una empresa en Caracas. El jefe y dueño, me sorprendió comentando sobre el VOYAGER I con otro grupo de trabajodores. No me reprendió y
me preguntó qué era eso. Yo le expliqué que era un satélite y todo eso que llevaba y su misión "hasta los confines del universo".

El señor, no pudo contener la carcajada y me espetó: ¿cómo es eso de que un nave va a ir hasta el final del universo? Pero su pregunta no encerraba interés. Era simple guasa. En su conocimiento, no podía concebir que un objeto estuviese en movimiento indefinidamente en el espacio.

Me imagino que, por la edad, ya debe haber fallecido. Aunque, con todo el desarrollo de la electrónica y demás ciencias en las últimas décadas, debe haberse sorprendido más de una vez y haberse recordado del jovencito y el VOYAGER.