miércoles, junio 04, 2008

Obama

Anoche oí parte del discurso de Barack Obama en St. Paul, Minnessota, ante sus eufóricos seguidores. Un discurso bien escrito, bien pensado, que buscaba con pasión dejar claro el por que de su candidatura a la presidencia de los Estados Unidos de América. Anteriormente había escuchado y leído sus discursos y entiendo su propuesta de cambio. Un cambio dentro de lo que es posible cambiar en un país como ese con un férreo control sobre la infraestructura sobre la cual descansa el sistema. Un sistema que ha permitido la alternancia en el poder de grupos de personas con proyectos de país algo diferentes pero con mucho en común, el respeto a lo que se diseñó durante la revolución americana de finales del siglo XVIII.

Obama viene a ser el primer candidato de orígen africano presentado por uno de los grandes partidos. Creo que incluso sin importar si gana o pierde en noviembre, Obama habrá logrado mucho más que ningún otro candidato en la historia norteamericana. Veremos si el electorado está preparado para esta propuesta que según él representa el cambio, palabra por cierto muy usada por los políticos.

Mientras oía su discurso anoche, lleno de referencias a los principios que lo mueven a buscar la presidencia, pensaba en lo lejos que estamos acá nosotros los venezolanos. Acá nos seguimos ahogando en discusiones sobre propuestas de país no muy distintas, pero sin tocar la base de los principios que debieran regirnos como sociedad. Nadie habla de ética, de valores, de que queremos, a excepción de aquellas cosas que me consta que discuten los socialistas en el PSUV y que a veces me suenan huecas dentro de un sistema real que pareciera promover el absolutismo, o cuando mucho el totalitarismo. Supongo que es parte de las grandes contradicciones y paradojas que vivimos en estos días.

4 comentarios:

Mikele dijo...

Que lejos estamos vale...
Si estuvieramos un pelo más al norte sería más de pinga.

Desde hoy mi objetivo será tratar de alcanzarlos por todas las formas posibles...
... por algo son la refrencia del mundo avanzado ¿verdad?

RomRod dijo...

El discurso de Obama a veces suena hasta demagógico si lo analizas en detalle. Lo que extraño del discurso de anoche en comparación a los discursos locales es que acá hay una escasez de referencias a la ética y a valores universales. A excepción, vuelvo y repito, de lo que he oído en las reuniones de los batallones socialistas donde se pretende crear una nueva manera de actuar y ver las cosas.

Los gringos no son una referencia para nosotros, más bien deben serlo aquellos pedazos del discurso de Obama donde él habla de los valores que deben defender, según él, todos los estadounidenses. Y esos valores no son precisamente de origen norteamericano, son valores que se originaron mucho más atrás en el tiempo en lugares como Europa y Asia.

Y digo "pedazos" porque soy de los que no compra todo el discurso de un político norteamericano, tan empantanado en su propio sistema que puede que no perciba en su totalidad la torta que están poniendo.

Martha Beatriz dijo...

Por aqui nos alegramos de que sea él...la Sra. Clinton no convenció y parece no darse cuenta que su estilo rastrero, que ella confunde con luchador la ha perjudicado un mundo.
Si, la demagogía no escapa del discurso de Obama, pero después de Bush le esta diciendo a la gente lo que esta quiere oir...veremos como se porta, no queda mas que confiar. Un saludo y gracias por tus buenos deseos.

Lorenzo Albano F. dijo...

Una campaña entre el y Ron Paul habria sido realmente interesante, Pero no se puede ganar la nominacion del Partido Republicano (ni del Democrata) prometiendo una reduccion substancial en el tamaño y poder del gobierno federal, y por ende de los impuestos y de los precios, para todos.

Tambien esta que los principios que guiaron la Revolucion Americana fueron principalmente quitarle de encima a los ciudadanos y al pais en general la influencia asfixiante de un gobierno central, lejano, opresor y para nada representativo de sus intereses. Que ellos podian representarse, cuidarse, hablar, pensar, decidir como vivir y defenderse sin necesidad de "gendarmes".

En eso Obama tiene razon. La guerra no representa mas que a los gobiernos y a quienes comen con ella, que no son por cierto quienes ofrecen servicios que tu y yo podamos usar.

Que la responsabilidad fiscal es basicamente lo que pedirias de un banco privado, de no destruir con nuevas emisiones, con riesgos inaceptables o con malas inversiones el valor de las notas y acciones que posees.

Esperemos sin mucha esperanza que sea capaz de ponerle coto a la proteccion que el gobierno de los Estados Unidos da a las corporaciones. Aunque por otro lado asoma sin mucho maquillaje el fantasma del proteccionismo y del estatismo.