lunes, noviembre 20, 2006

Cada lado

Hay muchos lados en esto de querer dividir a la gente. Unos dicen que son los buenos. Los otros dicen que no, que son ellos los buenos. Nadie reconoce el lado bueno del otro. Algunos no se reconocen ni en un lado ni en el otro. Tal vez todo lo contrario. Los malos son los otros. Muy malos, malos. Golpistas del 2002. Golpistas del 92 los otros. Algunos son golpistas de más antes. Ladrones, delincuentes de cuarenta años. O de cincuenta, o sesenta. Conspiradores otros, inventando guerras y sacrificando juventudes. Luchadores ambos dicen. Por causas diferentes. Alineados unos con extranjeros. Alineados los otros con otros extranjeros. Jugando a guerras refrigeradas de otros tiempos. Que otros se empeñan en alimentar para defender hegemonías y privilegios. De los otros. Si. De los del otro lado. Que vienen de tu sabes donde, malos muy malos. Los buenos somos nosotros. Si. Tenemos la razón siempre. Para eso estamos, para tener la razón. Por ser mayoría tenemos la razón. Simple esto de la democracia. Y los minoritarios siempre serán los otros. Los equivocados de siempre. Además, pueblo somos nosotros, los otros no. Esos son los malos. Los golpistas. Si los golpistas. ¿Cuáles golpistas? Es que me perdí. Los de antes, los del 92. No, no los del 2002. Pero son derechos o izquierdos. No se. golpistas. Oligarcas. ¿Los de antes o los de ahora? Me volví a perder. No sé. Los del poder, tu sabes. El pueblo somos nosotros. Pueblo, pueblo. ¿No ves que esto huele a pueblo? Si, si, el pueblo adeco de siempre. No. A esos les freímos la cabeza. ¿Y Juan Bimba? Ahora es chavista. En el poder. Oligarca entonces. No, los oligarcas son los otros. ¿Cuáles otros? Los ladrones. De antes, que son los mismos de ahora, pero les decimos que son los de antes. Claro muy claro. Si, para eso somos pueblo. Y los malos son los otros. Si, los otros. ¿Cuáles otros?


Technorati tags:
, ,

Blogalaxia tags:
, ,

5 comentarios:

Adolfo dijo...

Realmente es asi como lo dices. Tu blog es uno de los pocos donde los temas se tratan equilibradamente y desde una perspectiva alejada de los extremos.
Sera que tenemos que pasar por una absurda guerra civil y quedar extenuados para poder llegar al punto de partida de un proyecto de pais comun, incluyente, justo, de instituciones fuertes y creibles y de defensa de nustra soberania? Sera que nos tendremos que calar a un Pinochet o un poyecto de socialismo que nadie sabe que es y adonde va?
Lo mas triste es ver a la supuesta clase pensante diciendo disparates y alimentando una espiral de segregacion y odio.

Anónimo dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo.

Soy hijo de inmigrantes (pero nací aquí así que por lo tanto soy primero venezolano), y por experiencia se que el mundo puede funcionar distinto, mejor.

El problema no se resuelve con que gane Rosales, sino con que cambie la mentalidad en general del venezolano. Que nos hagamos mas responsables y mas intolerantes de la corrupción.

Estoy totalmente decepcionado de los venezolanos. Creo que nos esperan tiempos muy difíciles en cuanto a confrontación. Justamente esto me hace considerar fuertemente la posibilidad de irme del país. Siento que el stress me está consumiendo y necesito ir a algún sitio donde las cosas estén en orden y que funcionen mejor. Firmé y me siento perseguido político como nunca, aunque nunca en mi casa votamos por CAP, Lusinchi, Caldera parte 2, etc (el pueblo siempre tiene la razón, bah!).

Venezuela no va a estar mejor de un día para otro, la cosa aquí va a ser muy dura. Espero que al menos transitemos el sendero de la paz.

Kira dijo...

Excelente post Romrod!

Kira dijo...

Excelente post!

Lorenzo Albano F. dijo...

No encontraras jamas un politico diciendo que el es mala persona... al menos en lo que se refiere a su audiencia. Todos en su decir son lo mejor para su gente.

Ninguno es "los buenos" por definicion... Ni tiene el mas minimo derecho a imponer NADA, por muy bueno que sea, o se las de de ser.

Pero si te puedo decir algo... prefiero entre dos que no son angeles, al que me asegure que no se metera conmigo (o que se metera conmigo menos).

Porque ninguno es tan bueno ni tan sabio que pueda tomar decisiones sobre la vida de otro. Yo no lo soy, tu no lo eres. Y muchisimo menos es el que dice serlo... A ESE si que no le creo ni esto...